Naranjo de Bulnes 33 GIJÓN.

Candidata en la XVI Edición del CONCURSO DE FACHADAS "PLOMADAS DE PLATA"

Sección primera: fachadas de nueva construcción en edificios de viviendas protegidas

antes

ejecución

Se trata de un complejo residencial que incluye 20 unidades habitacionales, 23 plazas de estacionamiento con trastero en el nivel subterráneo que abarca toda la parcela. Bajo el bloque de viviendas, excluyendo el área ocupada por el portal, se planifica una zona de soportales conectada con el espacio libre del resto del terreno, creando un área destinada al esparcimiento y disfrute de los residentes. Las viviendas, según su diseño, se dividen en dos tipos: 16 de 3 dormitorios y 4 de 2 dormitorios. Todas las unidades cuentan con terraza, ya sea orientada hacia la calle o hacia las áreas interiores.

Las fachadas presentan una paleta de colores que se desplaza en tonos blancos, beiges y gris anodizado en los antepechos de las ventanas. Se ha considerado especialmente la zona pluviométrica en la que se encentra el edificio al seleccionar la parte del sistema envolvente. Para verificar la limitación de la demanda energética, se ha considerado la transmitancia media de los muros de cada fachada, incluyendo elementos como contornos de huecos, pilares en fachada y cajas de persianas.

En cuanto a la fachada, al aislar térmicamente la envolvente del edificio, se reduce la probabilidad de condensaciones en las superficies interiores, previniendo problemas relacionados con la humedad como moho y deterioro estructural. El Sistema de Aislamiento Térmico por el Exterior (SATE) actúa como una capa adicional de protección para la estructura del edificio, reduciendo las fluctuaciones térmicas y resguardándola de las condiciones climáticas adversas. Asimismo, contribuye a disminuir la pérdida de calor en invierno y el ingreso de calor en verano, resultando en un menor consumo de energía.

En cuanto a la carpintería exterior, se emplea un sistema compuesto por carpintería de aluminio con rotura de puente térmico, acristalamiento aislante de baja emisividad y/o control solar según la orientación. Las persianas, compuestas por lamas de aluminio lacadas en el mismo color que la carpintería exterior, cuentan con aislamiento interior y se presentan con un cajón de persiana tipo monoblock con aislamiento reforzado y aireador. La integridad al agua y al viento está garantizada por el conjunto de carpintería.